Durante los últimos años la forma en la que se hacen negocios ha cambiado, y este cambio ha hecho que prácticamente la mayoría de los sectores evolucione, uno de estos sectores que se ha visto mas afectado, o beneficiado dependiendo la cara de la moneda, es el retail.

Conocemos al retail como el sector industrial que se encarga de la venta al detalle, es el encargado de entregar los productos al consumidor final; tiempo antes los consumidores estaban dispuestos a viajar hasta un centro comercial o tienda de autoservicio para satisfacer sus necesidades de compra de artículos. Estas tiendas eran cada vez mas grandes para poder contener en ellas prácticamente cualquier producto que el cliente necesitara, esto provocaba que los grandes almacenes tuvieran que tener un stock bastante grande de mercancía para reducir costos de traslados y bajar precios de compra a proveedores al centralizar sus entregas.

Pero un almacén tan grande impedía que se llegara mas cerca del consumidor, esta área de oportunidad aunada a la creciente competencia entre diversos  almacenes provocó uno de los primeros grandes cambios en el sector, el crecimiento exponencial de tiendas de conveniencia.

RETAIL 2

Los grandes almacenes buscaron llegar a mas clientes al mismo tiempo que se alejaban de su competencia, por lo que optaron por crear formatos mas pequeños capaces de ubicar dentro de zonas habitacionales; el primer gran reto fue poder decidir que productos, de su inmenso catalogo, ofrecer en los nuevos formatos, tomando en cuenta los costes que generaría poder surtir almacenes más pequeños y con menos capacidad de almacenaje.

Pero este gran movimiento no duró mucho ya que la mayoría de almacenes grandes volteó a ver este nuevo mercado, que los mismos consumidores habían hecho, y la competencia empezó a crecer; dentro de este mismo formato se crearon otros subformatos, como el llamado Hard Discount, para diferenciarse de la competencia.

Ya cuando el sector empezaba a calmarse, los consumidores cambiaron de hábitos y las nuevas generaciones de clientes aparecieron, y con ellos apareció una nueva forma de manejar el retail; el ecommerce. Con esta nueva forma de compra el sector tuvo que pasar esos grandes almacenes al plano digital, permitir una compra personalizada aún cuando el cliente está a cientos de kilómetros del producto que requiere.

Este nuevo retail digital tuvo que aprender “a golpes” que lo primordial es entender los hábitos que tienen sus consumidores y acoplarse a ellos. Infortunadamente los grandes almacenes se dieron cuenta de esta gran área de oportunidad hasta que otras empresas, algunas de ellas sin tener incluso algún tipo de stock de mercancías, empezaron a acaparar el mercado.

El retail es un sector hermoso, yo mismo he trabajado gran parte de mi vida en este sector, es un sector noble que te permite tener interacción directa con tus consumidores, pero también es un sector arrogante que cambia sin avisar, la evolución en los negocios sigue y seguirá, solo debemos de recordar que el mercado es de quien escucha a sus clientes.

Deja un comentario

Deja un comentario