Precio correcto ¿De qué depende?

Durante mucho tiempo hemos sido bombardeados con la idea de que el costo de nuestros productos los dictamos nosotros al hacer un análisis de costos, gastos y presupuestos, y eso es correcto si hablamos del precio de lo mismo, pero ¿es ese realmente su precio?

Durante un par de años trabaje para una cadena de cafeterías de alto renombre, un lugar de lujo donde un café americano nos costaba $4.5 pesos pero el cliente pagaba sin problema $31 pesos, donde un capuccino de caramelo nos costaba $41.5 hacerlo pero el cliente pagaba $56 pesos por el ( por las cantidades ya saben de qué cadena hablo).

¿Pero entonces si yo soy dueño de una taquería puedo dar mis tacos con un margen de ganancia del 400%?

La respuesta es DEPENDE.

En realidad en las cafeterías no vendíamos café,  vendíamos el servicio, el lugar, la marca, incluso podríamos decir que el status que genera el uso de la marca (subir la foto de tu vaso a tu Instagram). Dicha cafetería invierte demasiada parte de sus cuantiosas ganancias en el marketing  dentro de sus unidades, esto con la finalidad de ofrecer un increíble lugar donde pasar el rato; si volvemos al ejemplo de la taquería podrías hacer lo mismo:

  • Estudiar tu target
  • Encontrar lo que espera al ir a tu establecimiento
  • Superar sus expectativas.
  • Subir el precio a tus productos agregándole valor

Entonces podemos concluir que depende lo que queramos vender es lo que podemos cobrar, si no estudiamos el comportamiento y las aspiraciones de nuestro target podríamos estar perdiendo una oportunidad que posicionaría nuestro negocio al siguiente nivel.

¿Cómo saber eso?

Pregúntale a tu cliente, solo él sabe lo que el mismo quiere.

Deja un comentario

Deja un comentario