Sabemos que es complicado mezclar los negocios con la salud, pero hoy en día, existe tanta competencia en la industria de la salud, que debemos de elaborar estrategias y una excelente planeación si queremos que nuestro negocio crezca. 

Es importante que sepas quien contrata tus servicios,que piensan tus pacientes de atención recibida, como se entero al gente de tu establecimiento y cual es tu competencia.

Conocer las preferencias, experiencias y opiniones de nuestros clientes actuales o potenciales, o bien de algún grupo en especifico de la población, es de gran importancia para lograr nuestros objetivos en las actividades del negocio.

Es por todas estas razones que te compartimos:

7 Estrategias de Marketing para Servicios de Salud.

1. Crea un ambiente agradable y cordial

Conoce a la gente con la que trabajas, y por ello no quiero decir que te sepas de pe a pa la vida amorosa e íntima de tus compañeros, o que quieras hacer un remake de Grace Anatomy en el hospital,  más bien, conoce los intereses y formación de tu equipo de trabajo, bájale dos tonitos al ego y aprende a convivir.

No hay nada más difícil que llegar a un lugar donde el ambiente es tóxico. Recuerda que nuestro público llega por cuestiones de salud, la gente percibe cuando un ambiente es agradable, incluso, te aseguro que podrás subir tus ingresos si el paciente se siente cómodo con el ambiente que percibe. Ten siempre una sonrisa para tus clientes, a todos nos gusta sentirnos especiales y en paz ¿no crees?

2. Lleva un control de ingresos y egresos

Si no llevas un control de ingresos de manera mensual, te tengo una mala noticia, difícilmente podrás tener una visión del presupuesto que te puedes permitir para acciones de marketing.

Si en tu consulta solo aceptas pago en efectivo, te recomiendo que empieces a llevar base de datos que indique tus gastos diarios (puede ser que compres medicamentos o algún material a proveedores), de igual forma llevar un ingreso diario, ten mucho cuidado con el efectivo,  el ahorro es fundamental hoy en día, implementa un plan de ahorro destinado de manera mensual al congreso más importante del año, o la renta de tu consultorio, tus vacaciones anuales,  nómina, empezarás a ver la diferencia.

Esto te permitirá tener claro el presupuesto que podrás asignar para acciones de marketing  y publicidad y saber cuánto invertir, es decir, asignar un presupuesto que te deje cómodo en tus gastos mensuales.

3. Conoce a tu competencia

Es importante que conozcas a tu competencia, ¿quién es el líder de tu categoría?, ¿cuáles son los precios de tu competencia, que servicios ofrece?, sobre todo que atención proporciona. Recopila la mayor información posible y comienza a generar estrategias integrales que te permitan destacarte con una propuesta única de valor.

4. Conoce a tus pacientes

Pésimo escuchar, “que síntomas tiene madre”, o “madrecita” y te podría hacer una lista interminable de apodos para los pacientes. El que te sepas y le hables por su nombre al paciente es clave para que se sienta en plena confianza contigo, recuerda que no hay mejor recomendación que un paciente que habla bien de ti.

5. Trabaja en equipo

En el ambiente médico, tendemos a caer en el error que el médico es el único importante. Si nos encontramos en un hospital, olvidamos la importancia de la enfermera, de la persona de admisión, hasta de la persona de limpieza.

Veamos el siguiente escenario:

Tu como personal médico te encuentras en tu lugar de trabajo (consultorio, clínica, hospital) y  tienes  4 pacientes esperando su turno, las citas van con 15 minutos de diferencia, y no te has percatado que en tu consulta que de manera regular es de 20 minutos, te has pasado por 15 minutos, tus pacientes están enojados por el tiempo de espera, uno de ellos lleva consigo a su hijo pequeño de 2 años, tenía hambre y al darle alimento lo derrama en el suelo, en ese momento un paciente que no habías programado llega de imprevisto, al salir del consultorio a la sala de espera para recibir al otro paciente, ves un caos en la sala, el piso sucio, los pacientes molestos, y el paciente que no tenía cita contigo  alega que si estaba agendado y que era el siguiente en la lista, en ese momento a uno de tus pacientes le empieza a dar tarquicardia, pero tú tienes a tu paciente dentro, te tocan la puerta del consultorio y no tienes quien te auxilie ni tome signos vitales…. ¿Entendiste el punto?

Recuerda la frase “´puedes hacerlo todo, pero no puedes hacerlo solo”  aprende a trabajar en equipo, verás que la calidad del servicio y la eficiencia aumentará. Otórgales el reconocimiento a tu personal, un equipo que se siente valorado siempre será más productivo y atenderá mejor a tus clientes.

6. Es fundamental contar con un sitio web

Google se ha vuelto un buscador clave para encontrar servicios de salud. Agrega a tu sitio web palabras clave. Así el buscador tendrás más oportunidad de mostrar tu página en los primeros resultados de búsqueda.

Al momento de generar tu página, trata de no utilizar tantos términos médicos, en el ambiente de salud tendemos a abreviar muchas palabras  y damos por hecho que los demás entenderán, déjame decirte que no estás hablando con tus médicos internos, pasantes, ni mucho menos con tus adscritos, busca términos sencillos para describir procedimientos y contenidos.

En el caso de que decidas no contratar a un diseñador gráfico, o simplemente se salga de tu presupuesto, utiliza imágenes y colores cálidos. Recuerda que el público al que nos enfocamos busca mejorar su calidad de vida, o la ausencia de enfermedad.

Genera tu página de manera ordenada, preséntate con tu audiencia, puedes utilizar alguna foto profesional, procedimientos que realizas, patologías más importantes, ubicación y contacto, te sugiero que insertes una pestaña la cual te puedan contactar vía e-mail o bien, puedan contactarte directo en tu móvil.

Sabemos que la gente es complicada y debemos de tener una empatía si nuestra labor es servir a la gente, se profesional e implementa estrategias. Al final de cuentas, son justo estas “diferencias” las que hacen crecer a tu negocio ¿no lo crees?

7. Ten presencia en Redes Sociales

Las redes sociales son una herramienta de comunicación muy potente. Crea diferentes tipos de contenido de interés para tu público, te recomiendo que contrates a un diseñador gráfico que te ayude a generar un mayor impacto visual, recuerda que de la vista nace el amor.

Es fundamental crear un plan de contenidos que vaya enfocado a ayudarte a tus objetivos de negocio, aunque sea tentador, no caigas en el contenido fácil como memes y esas cosas. Tus perfiles en redes sociales son tu presentación ante las diferentes audiencias, siempre muéstrate de forma profesional.

Deja un comentario

1 Comentario

Deja un comentario